Qué diferencia hay entre café torrado y café tostado

27/09/2022

De algún modo, podemos decir que el café torrado es algo que, cada vez más, pertenece al pasado del café. Y es que en comparación con el café tostado, el primero se trata de las peores variedades del mundo. Aquí, es aquello que durante tanto tiempo hemos acostumbrado a llamar torrefacto.

De hecho, su comercialización como tal viene más por el propio consumidor que sigue pidiéndolo en algunos cafés o restaurantes expresamente. Pero, su consumo siempre debería ser sustituido por el café tostado, y aquí te contamos cuáles son sus diferencias fundamentales.

Qué es café tostado

El café tostado se obtiene a través de un proceso de producción concreta. Este consiste en seleccionar los granos del café desde su inicio, para que pasen a través de una máquina tostadora, dándole la conocida coloración del café. Lo conocemos como café tostado natural, ya que se efectúa sobre los granos del café directamente y sin ningún añadido.

En este caso en concreto, debemos tener en cuenta que el grano de café se tuesta directamente, ya que es un gran de suficiente calidad como para ofrecer todas sus bondades a través de este proceso de tostado que lo convierte en consumible. En Café Bofarull siempre apostamos por café artesanal de gran calidad y tenemos claro que ante todo prevalece la calidad y el aroma.

Qué es café torrado o torrefacto

A diferencia del café tostado, el café torrado o torrefacto sufre un proceso de tostado, pero con un añadido: el azúcar. Es decir, se trata de una variante propia y que nace del hecho de añadir azúcar al café durante el proceso de tostado.

Su origen tiene un sentido bastante claro. En el siglo XX, resultaba mucho más fácil de conservar el café torrado o torrefacto. La torrefacción permitía alargar el periodo de consumo del café una vez tostado, pues era muy probable que tuviera que distribuirse a grandes distancias. Y es que el proceso del tostado con azúcar añadido, alargaba las características organolépticas.

La diferencia entre café tostado y café torrado

Por tanto, la gran diferencia entre estos dos tipos de café, es el proceso de tostado. En el caso del café tostado, hablamos de granos de café seleccionados que son tostados directamente, sin añadidos. En cuanto al café torrado, durante el proceso de tostado, se le añade azúcar. En algunos casos, implica que el grano de café es de menor calidad y se oculta con este añadido.

Y de aquí nace el hecho de que mucha gente evite consumir torrefacto y que cada vez quede más aparte del resto de tipos de café. Pues el café torrado, además de ver su gusto modificado y tener un aporte de azúcar, acostumbra a estar hecho con granos de mala calidad.

Últimas entradas

Cómo conservar el café molido

Servirse una taza de café y disfrutar del placer de ese momento, es uno de ...

Qué diferencia hay entre café torrado y café tostado

De algún modo, podemos decir que el café torrado es algo que, cada vez más, ...

Cafés Bofarull estrena nueva web

Desde Cafés Bofarull nos sentimos muy felices de poder anunciar la nueva web. Fruto del ...

crossmenu